La crítica no hace justicia – Mi opinión

warcraft-origen-1464333111394

Da la sensación que la película de la que los críticos están hablando pestes no es la misma que he visto yo esta tarde. Warcraft el Origen cumple con creces mis expectativas y me embelesa en su estreno.

No sé qué esperaban los críticos que he visto machacar despiadadamente el film dirigido por Duncan Jones. ¿Un nuevo El Señor de los Anillos? No, porque sino la criticarían sin piedad por parecerse demasiado. ¿Una adaptación más cinematográfica del juego que no sea fiel al mismo, pero que guste a un público más amplio? No porque sino no serían fieles a sí mismos. ¿Una adaptación fiel al juego que no contente a gente ajena a este universo? No, porque entonces no estaría hecho para la gente de a pie.

Sea como fuere, le están lloviendo críticas a diestro y siniestro por uno u otro motivo y, personalmente, creo que crea un balance perfecto entre todo lo expuesto anteriormente. Creo que, respetando la estética y el espíritu del juego, han conseguido realizar una adaptación que es sencilla de seguir para el público no familiarizado. Con unos personajes que, con un par de frases, consiguen dar una profundidad impresionante y que te ganan desde que aparecen en pantalla.

Y todavía no he hablado de los efectos visuales….

Como jugador he quedado entusiasmado, complacido y emocionado al ver la historia llevada a la gran pantalla. Está bien, hay partes del argumento que distan considerablemente con lo que conocíamos del mismo, pero creo que está traído de forma magistral, de forma que alguien que no esté familiarizado con el tema, lo pueda entender.

Pero eso sí, debes de ser consciente de lo que vas a ver: una película de aventuras y mucha fantasía. Magia, criaturas extrañas y mucha imaginación.

A alguien que no le guste este tipo de películas, pues no le va a gustar Warcraft, y por tanto, su opinión será negativa, al igual que si a alguien no le gusta el universo de los superhéroes, le chirriará ver las películas de los Vengadores y similares.

El reparto, salvo en un par de excepciones, está muy acertado. Travis Fimmel, Paula Patton y Ben Foster destacan muy por encima del resto del equipo con unas actuaciones muy creíbles y realmente sensacionales. Sobre todo la de éste último que se come la pantalla.

En el apartado de los orcos, he de decir que no consigues ver al actor que interpreta al personaje debajo. Es más, en seguida te olvidas de que es una criatura realizada por ordenador y lo único que ves es una criatura con sentimientos y profundidad. He de destacar a Draka y Durotan sobre todo.

Los guiños y localizaciones que hay en referencia al juego, no hacen más que añadir ese extra para ganarse a los jugadores que, mientras lo consigue, no distrae al espectador que no ha jugado.

La historia no profundiza demasiado en los orígenes de la magia, las profundas motivaciones de ciertos individuos y aspecto como la Legión Ardiente, los demonios y demás pasan totalmente desapercibidos pero, en mi opinión, es para bien, puesto que un extra de información en estos campos podría saturar al espectador no familiarizado, y no afectan al desarrollo directo de la trama.

Los cambios con respecto a la historia original son perdonados por el mismo motivo.

Los efectos visuales son todo lo que nos habían prometido. El nivel de detalle es tan impresionante, que no te da la sensación de estar ante una pieza creada de forma digital.

dominic-cooper-rey-llane

Pero no todo es de color de rosa. Dominic Cooper y Ruth Negga se quedan muy cortos en sus papeles. No logran transmitir el conflicto y las emociones de Llane y Taria. Por otro lado, el casco de la armadura de éste parece de cachondeo y aspectos como las orejas de los altos elfos parecen hechos a corre prisa.

Hay fragmentos que pasan demasiado de prisa. Al terminar la película, no sólo te quedas con ganas de más, te da la sensación de que se ha quedado corta y, en mi caso, espero ansiosamente la edición de coleccionista extendida.

Aún así, el planteamiento de los hechizos (y los silencios), la ambientación de los escenarios y algunos guiños tan sumamente buenos al juego que aquellos familiarizados con el mismo no podrán contener alguna carcajada suplen de sobra la sed de los fans. La incorporación de personajes fácilmente identificables por los seguidores, como Gromm o Kargath, una vez más sin distraer al espectador es todo un acierto.

En definitiva, yo tengo ganas de volverla a ver. La he visto junto a alguien familiarizado con el juego y con otra persona completamente ajena y ambos han quedado muy satisfechos al salir de la sala.

Tal vez te interese

Categorías